La marca donostiarra oferta entre 20 y 25 sabores, todos naturales, sin conservantes ni colorantes, en su primer establecimiento en Sevilla.

 

Loco Polo, la marca de paletas artesanas y rellenas fundada por los donostiarras Iñigo Galdona y Oier Almandoz en 2017, ha abierto tienda propia en el centro de la capital hispalense. El número 14 de la plaza del Duque de la Victoria ha sido el lugar escogido para albergar este establecimiento de 80 m² que ya expone entre 20 y 25 sabores de las más de 900 referencias de la marca.

El relleno de sus polos o paletas, una de las señas de identidad de Polo Loco. Foto cedida por el establecimiento.

El relleno de sus polos o paletas, una de las señas de identidad de Loco Polo. Foto cedida por el establecimiento.

Loco Polo oferta una paletas heladas que la compañía define como “saludables, sabrosas y sin artificios en su elaboración”, al utilizar para su creación productos naturales, sin conservantes ni colorantes. Otra de las claves de los polos de Loco Polo está en sus rellenos, elaborados a partir de mermeladas y cremas de sabores variados, que consiguen contrastes. Las paletas se formulan con base de leche o de agua y se pueden acompañar de diferentes toppings y coberturas de chocolate.

La llegada de la marca donostiarra a Sevilla se encuadra en un plan de expansión que alcanza ya ocho puntos de venta repartidos por la geografía nacional. Así, actualmente Loco Polo dispone de tiendas en San Sebastián, Barcelona, Madrid y Sevilla, y pop-ups estacionales en la Playa de La Concha en San Sebastián, Museo Guggenheim de Bilbao, W Hotel de Barcelona y La Huerta de Almería de Malasaña en Madrid.

Más sobre Loco Polo, aquí.