Una nueva tienda en la calle Feria, con productos ecológicos para todas las dietas, marcará el inicio de una nueva aventura empresarial para sus propietarios, que empezarán a exportar al norte de América el próximo año.

 

Van  a empezar desde abajo, desde el principio, tal y como ya hizo Julio Hoyos en el negocio familiar ya hace años. La semilla es la tienda de la calle Feria de Sevilla, pero los frutos, si todo sale bien, se extenderán hasta  EEUU y Canadá, los países que acaparan el 50% del consumo mundial de productos ecológicos.

Julio y Elena Catalán, gaditanos de Chiclana y San Fernando respectivamente, han comenzado por abrir, el pasado 28 de abril, una tienda en el número 92 de la calle Feria. Se llama Naturaletha y vende alimentos ecológicos para todas las dietas… también para veganos, y para los que no pueden consumir gluten o lactosa. Son productos de alta calidad; si es posible, con algún valor añadido más allá de la producción natural, como la certificación de comercio justo o la de preservación de las selvas tropicales, por ejemplo.

Esta tienda es un observatorio de primera mano de lo que busca el cliente en un barrio donde hay una parte importante de población concienciada. No sólo ofrecen alimentación ecológica, sino que también están comprometidos con la necesidad de reducir los residuos. En Naturaletha despachan en granel todo lo que pueden. Tienen bolsas, aunque no son de plástico, sino de un material orgánico y completamente biodegradable. De todos modos, la idea es que el cliente se traiga sus propios envases de casa, algo que más adelante se premiará con descuentos.

Pero la empresa no sólo vende a particulares: la idea es distribuir también a empresas, algo que será más fácil tras la modificación en la página web prevista para el próximo mes, cuando habrá un catálogo a disposición de los interesados (en un par de semanas también habrá una tienda on line para facilitar la compra a particulares). La pareja ve una oportunidad en este terreno, porque cree que hay bastante que mejorar en lo que se está haciendo actualmente. Por ejemplo, creen que hay demasiados intermediarios. Ellos aspiran a convertirse en el único paso entre productor y cliente, lo que también abarata precios. “¿Por qué somos más baratos con productos de alta calidad? Porque compramos productos de sus respectivos orígenes, evitamos intermediarios que no aportan valor y lo vendemos en distintos países, lo cual nos permite comprar grandes cantidades y venderlo más barato tanto a nuestros distribuidores como a nuestros clientes. Trabajamos con un modelo cooperativo que favorece a los productores, ayudándoles a crecer accediendo a mercados extranjeros, y a nuestros clientes, ofreciéndoles los mejores productos a los mejores precios”, explican en su web.

La empresa, explican desde la calle Feria, empezará por España y Europa, pero la idea es que en un año opere en el mercado americano. Curiosamente, los propietarios de Naturaletha conocen mejor ese mercado que el sevillano. Y es que durante los últimos años, ambos se han dedicado al comercio internacional. Han trabajado en México y Canadá, y en los últimos años en EEUU. Han ayudado a empresas ha introducir allí sus productos, y en los últimos años se habían especializado precisamente en la alimentación ecológica. Es un tema que les gusta desde hace tiempo pero que últimamente, a raíz de diversos motivos de salud en la familia, les preocupa.

Desde la calle Feria, la pareja se ha propuesto emprender desde la raíz, la tienda de barrio, para llegar a conocer a fondo qué quiere el cliente, porque el mercado internacional ya lo conocen. Antes se han informado bien, y han tomado cada decisión cuidadosamente. “Nos queda por aprender la parte más operativa”, asegura el gerente.

Naturaletha está en el número 92 de la calle Feria de Sevilla y su teléfono es el 955292284. El horario es de 10:00 a 15:00 horas y de 17:30 a 20:30 de lunes a viernes. Los sábados abren de 10:00 a 14:00 horas. Pulsando aquí se accede a la página web.

El interior de la tienda. Todas las fotos han sido cedidas por el establecimiento.

El interior de la tienda. Todas las fotos han sido cedidas por el establecimiento.