El establecimiento oferta lubina a la sal y dorada frita desde el pasado fin de semana. También tienen previsto introducir albur criado en estas instalaciones acuícolas.

 

Todo comenzó con una visita a las instalaciones de la pesquería Lubimar en Barbate, una empresa dedicada al cultivo de pescado de estero, por parte de los propietarios de las antigua Abacería San Lorenzo de Sevilla. Ramón López de Tejada y su esposa no conocían esta técnica artesanal de origen romano formada por lagos pequeños construidos en torno a salinas y en los que, gracias a un sistema de compuertas, entra el pescado y el marisco que luego no puede salir. La calidad de los productos resultantes ha encandilado a López de Tejada  hasta el punto de introducirlo la pasada semana en la oferta de ‘fuera de carta’ de su céntrico establecimiento sevillano.

“Hemos empezado a preparar una lubina a la sal y una dorada frita que están teniendo una gran aceptación”, manifiesta el propietario de la antigua abacería. López de Tejada también se ha hecho con albur que aún tiene que decidir cómo cocinar “aunque lo haremos sin demasiados adornos, para que nuestros clientes puedan disfrutar del sabor y calidad del producto”

En este sentido, el propietario de la Antigua Abacería de San Lorenzo considera que al pescado de estero aún le queda un largo camino por recorrer en Sevilla. “No es demasiado común aún encontrarlo en los restaurantes de la ciudad. La gente sigue acostumbrada a comer pescado de piscifactoría. Llega el momento de explicarle a nuestros clientes los beneficios de la crianza en estero”.

Por lo pronto, López de Tejada desvela que la lubina, la dorada y el albur de Lubimar se convertirán en fijos entre los ‘fuera de carta’ de la antigua abacería.

Más de la Antigua Abacería de San Lorenzo, aquí. 

Más sobre Lubimar, aquí.