La panadería ha comenzado a elaborar este dulce francés sustituyendo la mantequilla por ‘aceite de oliva solidificado’. Una grasa insaturada en bloque patentada por el pastelero onubense Sergio Ortiz que ha compartido esta innovación en exclusiva con el establecimiento mairenero.

 

Al mítico croissant francés le ha salido un competidor. Y habla en andaluz. La panadería La Esencia de Mairena del Aljarafe acaba de lanzar una versión de este famoso dulce galo en la que utilizan aceite de oliva virgen extra en lugar de mantequilla. Una creación de lo más original no exenta de innovación y complejidad. Porque para su elaboración ha sido necesaria la utilización de un aceite solidificado que posea la plasticidad de la mantequilla, tal y como relata el propietario de La Esencia, Javier González. «Tenemos la suerte de contar en exclusividad con la grasa insaturada que ha patentado el pastelero onubense Sergio Ortiz con su empresa Verdeo, que nos permite preparar este tipo de bollería. Con el aceite líquido sería imposible», apostilla González.

¿El resultado? Un dulce con la apariencia de un croissant clásico pero con interior, según el propietario de La Esencia, «donde el aceite se abre en boca y no deja pesadez en el estómago». Además, se trata de un producto saludable apto para intolerantes a la lactosa. En un principio, Javier González y su equipo tan solo han lanzado con este aceite de oliva solidificado una línea de croissant y otra de palmeras. Aunque ya estudian diseñar un surtido de pastelería y bollería alineada con la salud que incluiría galletas veganas o bizcochos.

El croissant de acento andaluz de La Esencia y la palmera se cotizan a 1, 80 euros la unidad.

Más sobre la Esencia, aquí.

…Y además

Aqui unos cuantos dulces que tienes que probar en la provincia de Sevilla