Lo hace en colaboración con la bodega rondeña Bad Man Wines. Se elabora con uva palomino, crianza bajo velo y sin añadirle alcohol.

 

Su nombre hace referencia a las pieles de ciervo que utilizaba el dios Baco. Y también al origen etimológico de la ciudad de Lebrija. Nebris es el nuevo vino que ha lanzado la bodega lebrijana González Palacios en colaboración con la rondeña Bad Man Wines. Se trata de una creación «particular y diferente» como define el enólogo de González Palacios y copropietario de Bad Man Wines, Simbad Romero, al «encontrarse entre un vino blanco y un generoso». Así el producto se ha elaborado con uva palomino, crianza bajo velo como la que tienen los generosos aunque sin añadirle alcohol. «Hablamos de un vino de pasto, que se hace como antes de que llegaran los ingleses hace 300 años. Es el vino anterior al Jerez», puntualiza Romero.

En este sentido, el enólogo añade que con esta fórmula el velo de flor es más fino que con mayor graduación de alcohol, lo que aporta otro tipo de aromaticidad al producto final «que lo hace muy similar a un fino, aunque está a caballo entre un blanco y un generoso»

Nebris vio la luz a finales de octubre y ya ha vendido más de 1.500 botellas. Actualmente, según revela Simbad Romero, puede encontrarse en diferentes restaurantes de las provincias de Sevilla, Cádiz y Málaga, además de en la web de bodega González Palacios.

Más sobre bodegas González Palacios, aquí.