Se trata de la versión más informal del restaurante de la calle Doncellas con una carta inspirada en la que su homónimo de Zahara de los Atunes dedica al tapeo.

 

La Taberna La Sal y su propietaria, Charo Álvarez, cuentan con un nuevo establecimiento en Sevilla, al que se suman el restaurante de la hispalense calle Doncella y el local primigenio de la localidad gaditana de Zahara de los Atunes. La Sal Bar abría sus puertas el pasado 6 de diciembre en el número 4 del Paseo Catalina de Ribera con la intención de acercarse al público sevillano mediante una carta informal basada en el tapeo que vuelve a contar con los grandes estandartes de Álvarez, el atún y el pescado fresco de Cádiz, como cimientos. «He querido trasladar hasta Sevilla los dos conceptos que ya tenía en Zahara: restaurante y bar de tapas. El nuevo local de Catalina de Ribera corresponde a este último», revela su propietaria.

Salón interior del nuevo La Sal inaugurado el 6 de diciembre en Sevilla. Foto cedida por el establecimiento

Salón interior del nuevo La Sal inaugurado el 6 de diciembre en Sevilla. Foto cedida por el establecimiento

Por ello, Charo Álvarez ha utilizado la misma carta de tapeo de su establecimiento gaditano «que es garantía de éxito», a la que ha añadido nuevas incorporaciones como el poke de dorada adobada, el taco de pargo al horno al estilo antiguo o el ‘Fish and Chips’ de pescado fresco. Aún así, la oferta gastronómica de La Sal Bar también incluye «una carta cortita y muy especializada» de grandes clásicos de Álvarez como el sashimi o tartar de atún, las gambas a la sal o el risotto de ortiguillas para consumir en formato plato. Incluso una vitrina de pescados a elegir.

La ambientación y decoración del local va en la misma línea que los otros establecimientos de Charo Álvarez, con un salón interior alargado con capacidad para una treintena de personas. En el exterior, un amplio velador para otra treintena. «También tenemos una barra de siete metros que esperamos que nos dé mucho juego cuando pueda ser utilizada», concluye la propietaria de La Sal Bar.

Más sobre La Sal, aquí.