La nueva asociación El Verdeo comienza a tramitar esta iniciativa dentro de sus planes para potenciar este producto y reivindicar su historia.

 

La propuesta de creación de un Museo de la Aceituna de Mesa en Utrera es la propuesta más llamativa que la nueva asociación El Verdeo ha puesto sobre la mesa para revitalizar el sector. Una idea que de momento está buscando apoyos entre administraciones y entidades, y también entre particulares dispuestos a donar materiales que ilustren la historia de la actividad.

El Verdeo es la nueva asociación de productores surgida de otra anterior, El Macaco. La nueva directiva, con Curro Sousa (presidente) y Paco Ortiz (secretario) ha asumido el reto de cambiar el panorama del consumo de mesa, fomentando las que se producen en la zona, «de una gran calidad».  Entre los planes para conseguirlo, una nueva línea ecológica, mejoras en envasado y distribución o el uso de las nuevas tecnologías, pero también la idea del Museo que ahora intentan materializar: quieren que sea algo «bien montado», que cuente una historia al visitante.

El equipamiento estaría en Utrera. Explica Sousa que la localidad tiene un papel central en la historia de la aceituna de mesa. Y que en esta historia tienen un papel importante las mujeres, las conocidas como fabricantas. Ortiz indica que estas mujeres, encargadas de preparar las aceitunas a mediados del siglo XX, soportaban unas duras condiciones en plena postguerra para alimentar a sus familias. Muy temprano, dejaban a sus críos medio dormidos en casa de algún familiar e iban a trabajar con una ‘copita’, una especie de lata con un alambre a modo de asa que contenía cisco, un combustible barato con el que intentaban sobrellevar las frías e interminables jornadas laborales. La mecanización de las fábricas de los años 70 y 80 acabó con esta figura, explica Ortiz, aunque aún viven en el pueblo antiguas fabricantas que dan testimonio del esfuerzo de esta generación de mujeres en los años del hambre. Utrera no las olvida, y cuentan con una escultura erigida en el municipio.

En el futuro Museo podrán participar las personas que tengan algún objeto que aportar, cuyo nombre figurará junto a la pieza. Quien quiera puede ponerse en contacto con la entidad (por ejemplo, a través del teléfono 633137104), que tomará nota de una donación que se materializará una vez que el proyecto tenga una sede física.

Pincha aquí para suscribirte a Cosasdecome Sevilla