Abre en el centro de Sevilla Il Ristorantino dell’Avvocato, un restaurante de cocina napolitana donde esta modalidad de pizza pasada por la sartén es una de las especialidades.

 

«Nací pizzero. En un principio quería montar una pizzería en Sevilla pero como me decanté por un restaurante sin horno supe que no podían faltar las pizzas fritas, típicas de Nápoles». Este fue el motivo de la inclusión de esta elaboración gastronómica napolitana en el recién inaugurado Il Ristorantino dell’ Avvocato por parte de Marco Cardillo, su chef y uno de los propietarios.

Il ristorantino se ubica en las inmediaciones de las setas de la Encarnación. Foto cedida por el establecimiento.

Il ristorantino se ubica en las inmediaciones de las setas de la Encarnación. Foto cedida por el establecimiento.

El establecimiento, ubicado junto a las céntricas setas de la Encarnación, fue ideado por el padre de Marco, Raffaele Cardillo, un conocido cocinero italiano que cuenta con restaurante homónimo en el centro de Nápoles. Su oferta: cocina tradicional napolitana con toques de innovación. «Consideramos que Sevilla y Nápoles son muy similares en clima, calor humano y perfumes gastronómicos, por eso hemos decidido aterrizar en esta ciudad», comenta Marco, quien regentará permanentemente el nuevo establecimiento mientras que su progenitor realizará frecuentes viajes desde Italia para coordinar sus dos ‘ristorantinos’.

Marco Cardillo, chef del restaurante en Sevilla, junto a su padre, Raffaele Cardillo. Foto cedida por el establecimiento.

Marco Cardillo, chef del restaurante en Sevilla, junto a su padre, Raffaele Cardillo. Foto cedida por el establecimiento.

Junto a la pizza frita, que Cardillo realiza con carne de cerdo, queso cremoso ricotta y provola ahumada, tal y como marca la tradición, la carta del Ristorantino dell’ Avvocato cuenta con tapas y platos napolitanos, ensaladas y fritos. «Otra de nuestras especialidades es el andele di Gragnano in salsa Genovese, una mezcla de tres tipos de carne, tres clases de cebolla y una pasta típica de Nápoles». En el apartado de postres, Cardillo destaca el tiramisú «que proviene de una receta familiar» y que preparan sin huevo y espolvoreando el café sobre el mismo al final de la elaboración, delante del cliente.

Más del Il Ristorantino dell’Avvocato, aquí.