El establecimiento de La Puebla del Río ofrece rellenos de interés tapatológico como el jamón ibérico de Tartessos o la carne mechá de El Pati

 

En Mamá Conchita, en La Puebla del Río, le ponen a los desayunos un ingrediente extra y gratuito, la alegría. Los hermanos Ulises y Amadeo Amado Lobato reciben a la clientela ataviados con unas camisas así como tropicales y con sonoros buenos días. Además, por las paredes del establecimiento hay frases escritas de esas para arreglarte la jornada. Así encima de la puerta del aseo de caballeros hay pintada una frase que dice «De todas las cosas que llevas puestas tu actitud es la más importante». Encima de la puerta del establecimiento otra reflexión: «Vivir es esto: Disfrutar de lo bueno y capear lo malo, sin adelantar con ansiedad lo que está por venir, ni precipitarse con nostalgia en lo que ya pasó».

Los Amado Lobato quieren demostrar con su actitud que se puede ser feliz en el mundo de la hostelería y que se puede también hacer felices a los demás, sus clientes. Saben de lo que va el tema. Comenzaron allá por el año 2000 con el bar «Sabor Andaluz», en el mismo sitio donde está Mamá Conchita, cuyo nombre homenajea a la madre de los hosteleros. El local era un antiguo taller de coches que transformaron en una cervecería. «Trabajabamos de sol a sol». Luego estuvieron también en Sevilla, donde se especializaron en desayunos y finalmente decidieron volver a su Puebla del Río natal en noviembre de 2020 pero con la idea de disfrutar más de la vida. Así, por ejemplo, solo abren de lunes a viernes y se centran en el desayuno desde las siete de la mañana. Luego tapitas al mediodía, las ventas de la tienda gourmet que complementa el bar y…a casa a las siete de la tarde. En la aventura les acompaña también Trini Galán, la esposa de Raimundo que les ayuda en la atención a los clientes.

La barra. Foto: Cosasdecome.

Pero no se quedan atrás en lo de “alegrar” las tostadas de la casa que sirven tanto en la barra como en la amplia terraza. Jamón del bueno cortado a cuchillo y en directo y unos buenos bocadillos de carne mechá de la carnicría “El Pati” de Coria finamente cortada al igual que el tomate que le ponen y que está también muy escogido. Vienen además partidos en cuatro trozos para que te comas el bocadillo de forma más comodona. El pan es de la panadería Los Rumbosos, también de Coria.

La oferta en desayunos es amplia. Destacan que todas las chacinas que ofrecen están recién cortadas. El jamón que ponen es ibérico (3,30 la media tostada a mayo de 2024) y hay también patés, aceite de oliva virgen extra o tomate ecológico. «Vamos variando los tipos según la temporada para que siempre estén en su punto» destacan. Raimundo se ocupa de preparar los bocadillos, mientras que Ulises se responsabiliza de la cafetera, otro aspecto destacado de la casa. El mismo atiende al público con la ayuda de Trini.

La tostada de carne mechá de Mamá Conchita. Foto: Cosasdecome.

La oferta del establecimiento continúa al mediodía con tapas tipo abacería, con el material que venden en la tienda y algunos guisos caseros como carne en tomate, pollo al ajillo, menudo de ternera o albóndigas a la jardinera.

Horarios, localización, teléfono y más datos de Mamá Conchita, aquí.

…Y además

Y aquí un video que muestra como se corta una paletilla de jamón: