Ante el nuevo horario de cierre de los establecimientos a las 22:00 horas, el restaurante utrerano vuelve de martes a sábado por la noche a enviar una selección de sus platos más populares hasta el hogar de sus clientes.

Tal y como ya inauguración durante el confinamiento de marzo y ante el nuevo horario de cierre de los establecimientos a las 22:00 horas, Besana Tapas ha decidido recuperar su servicio de comida a domicilio. Con él acercará en horario de ocho y media a doce de la noche hasta los hogares de sus clientes en Utrera una selección de ocho de sus platos más populares. Se trata de la pata de gallina utrerana, la ensalada Besana, el gazpachuelo de kimchi, los canelones Rossini, el brioche de cola de toro, la mini hamburguesa, los pionos de cordero, las mollejas glaseadas, la torrija caramelizada y el magnum payoyo.

Según el explica el jefe de cocina, Daniel León, esta selección se ha realizado en base a la experiencia del anterior confinamiento «que nos hizo ver cuáles eran nuestras especialidades más demandas y las que llegaban en perfectas condiciones a su destino». Además a esta carta base, Besana Tapas irá incorporando dos o tres sugerencias diarias «para no aburrir a nuestros clientes».

Asimismo, con la intención también de adaptarse a las nuevas circunstancias, el horario de este restaurante utrerano se ha modificando, abriendo durante martes, miércoles y jueves también para almuerzos, de una y media a cuatro, y ofreciendo una franja horaria de ‘cena exprés’ de ocho a diez de la noche todos los días de la semana excepto los lunes.

Más sobre Besana Tapas, aquí