El casco histórico de la ciudad concentra hasta seis nuevas aperturas y reaperturas de establecimientos coincidiendo con el final del verano.

 

Sevilla se reinicia con la llegada de septiembre. El descanso estival toca su fin y la ciudad vuelve a la vida. Y con ella una hostelería que suele colgar el cartel de ‘cerrado por vacaciones’ durante agosto. Aunque esta falta de actividad no se traduce en un parón absoluto. Numerosos hosteleros sevillanos aprovechan los últimos días de verano para finiquitar proyectos que verán la luz este mes. Hasta seis nuevos estrenos gastronómicos se concentrarán en el centro de Sevilla durante septiembre. Pasen y vean.

Casa Eme regresó a la vida hace unos días manteniendo su estética original. Foto cedida por el establecimiento

Casa Eme regresó a la vida hace unos días manteniendo su estética original. Foto cedida por el establecimiento

 

El retorno de Casa Eme

Fue uno de los cierres más comentados del último año. La pandemia del coronavirus precipitaba la jubilación de Emeterio Serrano, propietario de la popular Casa Eme de la Puerta Osario, quien, a la par, decidió echar el cerrojo a su negocio. Para evitarlo, un grupo de empresarios sevillanos adquirió el establecimiento inaugurándolo hace escasos días bajo el mismo nombre, estética y esencia gastronómica tradicional.

Además de sus famosos azulejos y cuadros, el bar conservará algunos de sus clásicos gastronómicos. Foto: CosasDeComé

Además de sus famosos azulejos y cuadros, el bar conservará algunos de sus clásicos gastronómicos. Foto: CosasDeComé

Así, según explica Ignacio González-Serna, uno de los socios a cargo del proyecto y propietario del Kiosco Habanero de los Bermejales, clásicos como el solomillo o la tortilla al whisky y gran parte de los montaditos de Casa Eme se mantendrán en su carta en esta nueva andadura. Lo mismo ocurrirá con sus famosas coquinas, “para las que contamos con el mismo proveedor que tenía Emeterio”. La oferta gastronómica al completo de Casa Eme se estrenará a mediados de septiembre “cuando el local tenga más rodaje”. En estos primeros días de vida tan solo sirven tapas frías y montaditos, a los que añadirán las tapas míticas y algunos guisos caseros. También se incorporarán platos de origen gaditano como el chicharrón de Cádiz o el arranque roteño y algunos de corte más actual preparados con atún rojo. La decoración e instalaciones del bar, “han sufrido remodelaciones pero sin cambios sustanciales en su disposición ni estilismo”, explica Ignacio González-Serna. “Sigue siendo la típica taberna de Sevilla con sus azulejos y cuadros de toda la vida”, puntualiza.

El establecimiento abre en la actualidad tan solo para el servicio de cenas (de 20:00 a 00:30 horas). En breve, lo hará también para almuerzos de martes a domingo en horario de 12:00 a 16:00 horas.

Más sobre Casa Eme, aquí

La Barra de Inchausti, ampliada

Conchi Inchausti en el nuevo salón marinero de la Barra de Inchausti. Foto: CosasDeComé

Conchi Inchausti en el nuevo salón marinero de la Barra de Inchausti. Foto: CosasDeComé

El bar de tapeo informal de los hermanos Inchausti interrumpió su actividad en marzo de 2020. En los inicios de la pandemia, los Inchausti se centraron en su otro establecimiento: La Moneda, aunque sin perder de vista el rincón marinero de la calle Tomás de Ibarra. Con la intención de revitalizarlo, acaban de anexionar un local contiguo a La Barra ampliando así sus instalaciones y concepto gastronómico. “Buscábamos más espacio para estos tiempos que corren: no centrarnos solo en mesas altas que nos dan menos posibilidades”, explica Conchi Inchausti, una de las propietarias.

El nuevo espacio cuenta con doce mesas en las que se servirán guisos y pescados a la sal. Foto cedida por el establecimiento

El nuevo espacio cuenta con doce mesas en las que se servirán guisos y pescados a la sal. Foto cedida por el establecimiento

El nuevo salón de la Barra de Inchausti, que se comunica con el primer local del mismo nombre, ha abierto sus puertas el día 1 y presume de un total de doce mesas donde degustar especialidades de la casa como guisos marineros y pescados a la sal. Todo ello, según comenta Conchi Inchausti, “en un formato formal, tipo restaurante. Y con mucho sabor a mar”. La decoración acompaña: cuerdas de barco, imágenes de peces, azulejos azules y una vitrina con pescados y mariscos frescos. La zona de barra continúa abierta y dedicada las tapas, donde no faltarán las pavías, chicharrones tortillitas de camarones ni el pescaíto frito.

Más sobre la Barra de Inchausti, aquí. 

La Isla que renace

La Isla recupera su emblemática terraza junto al arco del Postigo. Foto cedida por el establecimiento

La Isla recupera su emblemática terraza junto al arco del Postigo. Foto cedida por el establecimiento

Cuenta con casi ochenta años de historia a sus espaldas y gran fama entre los asiduos al pescado y marisco de calidad en Sevilla. El restaurante La Isla regresa bajo una nueva gerencia, la del empresario Luis Millán también propietario del restaurante Puerta Caleta. Tras la marcha de Emilio Guerrero, Millán ha tomado el timón del establecimiento sometiéndolo a una amplia reforma que ha culminado recientemente.

El interior del restaurante ha sido remodelado y actualizado. Foto cedida por el establecimiento

El interior del restaurante ha sido remodelado y actualizado. Foto cedida por el establecimiento

El hostelero ha mantenido la famosa vitrina de la calle Arfe y la división del restaurant en tres espacios: barra, sala y terraza. En una línea continuista, apuesta por una oferta gastronómica basada en productos frescos como lenguados, meros, rodaballos, corvinas, merluzas, nécoras, gambas, ostras o percebes… traídos desde distintos puntos de la geografía española. También, oferta opciones para carnívoros y elaboraciones más actuales, además de una carta especializada de vinos blancos, de aguja, espumosos, champán y una gran bodega de tintos. 

Más sobre el restaurante La Isla, aquí.

 

Aires renovados en la antigua Abacería de San Lorenzo

La Antigua Abacería de San Lorenzo volverá a la actividad el 16 de septiembre. Foto cedida por el establecimiento

La Antigua Abacería de San Lorenzo volverá a la actividad el 16 de septiembre. Foto cedida por el establecimiento

Otro establecimiento señero del centro de Sevilla que ha anunciado su vuelta por septiembre ha sido la Antigua Abacería de San Lorenzo. El día 16 se encenderán de nuevo los fogones del espacio de Ramón López de Tejada en una andadura que, en palabras del propio López de Tejada, «llega cargada de novedades». «Vamos a contar con vermú de elaboración propia muy especial con sabor a azahar, naranja y otros cítricos. Muy sevillano», revela el propietario de la Antigua Abacería que en esta etapa contará además con un espacio destinado exclusivamente a la elaboración de cocktails y combinados. «Realizaremos una apuesta fuerte en este sentido», añade. En esta misma línea, parte de la bodega del establecimiento también ha sido renovada con clásicos, y, a la vez, nuevas incorporaciones en tintos y blancos.

La zona de tienda de comestibles y bebidas de la Abacería de San Lorenzo. Foto: Manuel Agüera

En lo que a sus elaboraciones culinarias se refiere, la Antigua Abacería de San Lorenzo potenciará la presencia de pescados y mariscos en los ‘fuera de carta’, apostará por nuevos quesos azules y ‘sudaos’, introducirá recetas antiguas de distintos puntos de España (algunas incluso desaparecidas) e inaugurará la sección ‘tapitas distintas’, de pequeño tamaño y que irán cambiando diariamente.

Más sobre la Antigua Abacería de San Lorenzo, aquí.

 

​El tercero de La Campana

Maqueta del nuevo establecimiento de la Campana que se emplazará en la avenida de la Constitución. Foto cedida por La Campana

Maqueta del tercer establecimiento de la Campana que se emplazará en la avenida de la Constitución. Foto cedida por La Campana

«Queremos educar el paladar de la juventud para que no se pierda la pastelería de siempre. Y también acercar nuestros productos a turistas y sevillanos que pasean por la avenida de la Constitución» Así definen desde la histórica confitería La Campana la motivación que impulsa a la firma a abrir a finales de septiembre su tercera cafetería en Sevilla. Será en el antiguo local de La Ibense que se ubica justo en frente de la Catedral, haciendo esquina con la calle Almirantazgo.

Explica Borja Hernández, uno de los responsables de La Campana, que las dimensiones del nuevo local alcanzan los cien metros cuadrados, «que se repartirán entre las zonas de confitería y heladería, que darán a la avenida, y una terraza de unas diez mesas que se dispondrá en Almirantazgo». El interior del establecimiento también contará con algunas mesas. «La decoración recordará mucho a la de nuestra cafetería de Lagoh, actual y sencilla. Tendrá guiños a La Campana original porque tratar de hacer otra igual es imposible», apostilla Hernández. En cuanto a su oferta de dulces y salados, podrán encontrarse todos y cada uno de los grandes clásicos que la firma elabora en su obrador de Santiponce.

Más sobre la confitería La Campana, aquí.

 

Plato Jondo, lo nuevo de Javi Abascal

Los chef Javi Abascal y Javi se ponen al frente de este nuevo proyecto gastronómico. Foto cedida por Plato Jondo

Los chefs Javi Abascal y Javier Vegas se ponen al frente de este nuevo proyecto gastronómico. Foto cedida por Plato Jondo

El chef y propietario del restaurante Lalola, Javi Abascal, se ha embarcado en un nuevo proyecto gastronómico que verá la luz, previsiblemente, antes de que acabe este mes. Se trata de Plato Jondo, un nuevo establecimiento emplazado en el número 10 de la calle Pastor y Landero en el que Abascal contará como socio con Javier Vargas, quien fuera chef de Puro Tapas, que ya cerró sus puertas.  Con él, desvela, comparte «la ilusión de contar con un establecimiento propio en el corazón de Sevilla».

Solomillo de atún con salsa cazadora, setas laminadas y edamame. Foto cedida por el establecimiento

Solomillo de atún con salsa cazadora, setas laminadas y edamame. Foto cedida por el establecimiento

Ambos han ideado una carta basada en la cocina de tabernas tradicionales de Sevilla y Andalucía interpretada con técnicas actuales. «La herencia gastronómica andaluza adaptada a lo contemporáneo. Vamos a recuperar muchas recetas antiguas dándoles mucho sabor», manifiesta Abascal. Ejemplos de ello son platos como la morcilla ibérica en cerveza doble malta con espárragos verdes y papas Hasselback, la salchicha casera de matalauva, jugo licuado de ensalada de 2 días y espárrago blanco al natural marcado a la plancha, o el solomillo de atún con salsa cazadora, setas laminadas y edamame. Plato Jondo servirá además con dos menús degustación. Una carta de vinos con unas cincuenta referencias de andaluces, nacionales e internacionales completan su oferta gastronómica.

Aqui un video sobre otra zona interesante para tapear en Sevilla: Los Bermejales

Suscríbete a Cosasdecome Sevilla aquí.